Notificaciones

OPINIÓN

Crítica de 'Las escalofriantes aventuras de Sabrina': La bruja adolescente se pasa al terror feminista

La nueva serie de Roberto Aguirre-Sacasa deja a un lado la superficialidad de 'Riverdale' para crear un contundente relato de terror adolescente. Su primera temporada llega a Netflix el 26 de octubre.

Alejandro Rodera Miércoles 24 Octubre 2018 09:35

El gran éxito de 'Riverdale' invitaba a pensar que 'Las escalofriantes aventuras de Sabrina' mantendría el rumbo de aquella hipersexualizada máquina expendedora de referencias, pero Roberto Aguirre-Sacasa ha optado esta vez por un mundo más rico y profundo. El salto a Netflix ha beneficiado a la nueva aventura televisiva de Sabrina, ya que ha posibilitado la construcción de un entorno mucho más oscuro y elaborado, en el que la adolescencia no es tratada de forma frívola ni manida.

Sabrina escucha las bondades de la Iglesia de la Noche

Sabrina escucha las bondades de la Iglesia de la Noche

Dicotomía brujeril

La serie parte de la colección de cómics publicada bajo el mismo nombre desde 2014, cuyo guionista de cabecera no es otro que Aguirre-Sacasa. La estética de la ficción televisiva es idéntica a la plasmada sobre el papel, como bien ejemplifica la cabecera de la serie. Al igual que sucedía en la comedia estrenada en los años noventa, 'Sabrina, cosas de brujas', la principal protagonista es una adolescente bruja que tiene que lidiar con las particularidades de su faceta humana y sobrenatural. Y probablemente ese es todo el parecido que une a ambas producciones, ya que en esta versión el tono no tiene nada de familiar y blanco como aquella, sino que es mucho más ambicioso y se entrega con placer al terror.

La nueva Sabrina es presentada como una joven muy resuelta, apasionada del cine de género, enamorada hasta las trancas de su novio Harvey y poderosa bruja en potencia. Al ser hija de un brujo y una humana, su vida se reparte entre sus dos naturalezas. Por eso convive con el constante dilema de si limitarse a su vida terrenal o entregarse a las garras del Señor Oscuro para acumular un poder incomparable. Desde el primero de los cinco episodios que hemos podido ver, esa decisión entre el poder y la libertad define la personalidad de Sabrina, que debe elegir entre las dos opciones una vez cumpla dieciséis años.

Harvey y Sabrina acuden a una fiesta de Halloween

Harvey y Sabrina acuden a una fiesta de Halloween

Instituto duplicado

El primer capítulo tiene como acontecimiento esa fecha límite, pero lo más interesante de la serie es que cada uno de los episodios funciona de forma independiente. Las diferentes entregas cuentan con un factor de linealidad que hace que la historia avance, pero al mismo tiempo cada una es un nuevo relato de terror, que culmina con un prodigioso quinto capítulo, que explora los miedos de los personajes de una manera extraordinaria. Un peculiar desarrollo que se apoya en unas localizaciones muy bien planteadas. La primera de ellas es el hogar de Sabrina, una casa funeraria emplazada en la orilla del cementerio de Greendale. En ese entorno comparte vivencias con su primo Ambrose y sus tías Hilda y Zelda, cada uno con una personalidad totalmente diferente y cuyas colisiones le otorgan un tono de comedia negra a la serie muy enriquecedor.

El otro ambiente principal es el escolar, que en esta ocasión está repartido entre el instituto humano y el de brujería, siendo el primero de ellos donde más tiempo ha pasado por el momento. En cada uno de ellos hay conflictos típicos de adolescentes y le aportan vivencias diferentes a la protagonista, aunque el colegio de Greendale sea el más significativo para ella. Ahí se encuentran sus amigas y su novio, pero por encima de eso, es el lugar donde intenta construir un mundo más justo. También en ese entorno se muestra la inocencia de los personajes, que nada tienen que ver con los del pueblo vecino, Riverdale. A pesar de ese carácter más cándido e inocente, el personaje de Sabrina destaca por su fuerza de voluntad, su determinación y su esfuerzo por derrocar tradiciones arcaicas. Es decir, una mujer que quiere decidir por sí misma, sin que nada ni nadie le imponga sus ideas.

Sabrina con sus tías Hilda y Zelda

Sabrina con sus tías Hilda y Zelda

Capaz de crear su propio destino

Porque, al fin y al cabo, 'Las escalofriantes aventuras de Sabrina' es un relato feminista. Y acierta de lleno al reflejar esa igualitaria mentalidad con un personaje que valora la libertad por encima de todo. Además, la cobertura fantástica le sienta muy bien a una serie que triunfa prácticamente en todo lo que se propone, aunque se exceda en la longitud de su metraje. Cada uno de los episodios se extiende hasta la hora de duración, haciendo que sean más películas breves que capítulos alargados.

Por último, cabe destacar el gran trabajo de la joven actriz Kiernan Shipka, que dota de un carisma imprescindible a Sabrina. Todos estos elementos convierten a 'Las escalofriantes aventuras de Sabrina' en una serie sorprendentemente relevante en los tiempos que corren, sin dejar de ser un entretenimiento juvenil capaz de jugar con la comedia y el gore con destreza.

Recomendamos

Comentarios y social

avatar
Regístrate en FormulaTV y participa
Crea tu cuenta en FormulaTV en unos segundos. Es gratis y podrás comentar noticias, participar en los foros, puntuar series o hacer amigos con tus mismos gustos. Si ya estás registrado, conéctate.
 
'Amor de contrabando' se impone en un ajustado duelo a 'GH VIP: Diario''Amor de contrabando' se impone en un ajustado duelo a 'GH VIP: Diario'