FormulaTV
Audiencias ‘Asalto al poder’ da la sorpresa de la noche

ENTREVISTA

Rebeca Sala: "Podría estar en otros proyectos. Elegí quedarme en 'El Secreto' porque me encanta mi personaje"

Rebeca Sala nos habla de su personaje en 'El secreto de Puente Viejo' y de las consecuencias que tiene trabajar en una serie diaria.

Por Almudena M. LizanaPublicado: Lunes 19 Noviembre 2018 13:30 | Última actualización: Martes 20 Noviembre 2018 12:26

Serie relacionada

El secreto de Puente Viejo

El secreto de Puente Viejo

2011 - 2020

España 12 temporadas 2324 capítulos

DramaFamiliarHistoria

6,9

122 críticas

Popularidad: #6 de 3.452 Ranking El secreto de Puente Viejo

  • 583

  • 67

La actriz alicantina Rebeca Sala ha sido una de las incorporaciones más recientes a 'El secreto de Puente Viejo', interpretando a Irene Campuzano, una periodista de armas tomar que llegó a la villa con una incógnita que necesitaba resolver. Pero seguramente recordarás a Rebeca Sala por su papel en 'Ciega a citas', una comedia de Cuatro que tuvo mucho éxito.

La valenciana también ha participado en proyecciones de la gran pantalla como por ejemplo "La tribu", la última película de Fernando Colomo. Pero la verdad es que Rebeca Sala se ha desarrollado como actriz sobre el escenario de un teatro. La actriz española se ha curtido sobre todo en obras de teatro como "El burlador de Sevilla", "Encuentro en Palacio" y "Orlando".

Y ahora, después del hecho de que su personaje en 'El secreto de Puente Viejo' se haya convertido en un secundario fijo, hemos tenido la oportunidad de entrevistarla y preguntarle sobre su experiencia en una serie de estas características, diaria y además tan exitosa. Destacando últimamente la fiebre y el fandom que se ha creado en Italia con la serie española más longeva de Atresmedia.

Rebeca Sala como Irene Campuzano en 'El secreto de Puente Viejo'

Rebeca Sala como Irene Campuzano en 'El secreto de Puente Viejo'

Irene es una periodista que ha llegado a Puente Viejo para investigar los casos de niños desaparecidos. Parece una mujer muy valiente, cuéntanos un poco sobre tu personaje, ¿qué está aportando a la serie? ¿Será ella quien nos descubrirá el verdadero secreto de Puente Viejo?

A ver, en Puente Viejo hay muchos secretos aunque se titule así. Había uno en un principio, pero luego cada uno viene con los suyos. El mío en realidad ya se ha desvelado porque la trama lleva saliendo en pantalla desde febrero, con lo cual el secreto que traía Irene está ya caducado, ha salido ya todo a la luz. Hay una trama que lleva desarrollándose bastante tiempo, que es la del niño desaparecido de Severo Santacruz, que es un personaje que lleva cuatro años en la serie y gusta muchísimo. Él y su mujer habían perdido a su hijo, estaba desaparecido y resulta que lo tenía esta periodista pero creyendo que era suyo.

Ella empieza a sospechárselo y decide ir a investigar con la excusa de su profesión para enterarse bien de si el panfleto que ella ha visto con el niño desaparecido, que se parece un montón a su hijo, es realmente o no el suyo. A raíz de esto conoce a Severo, y ahí empieza a desarrollarse la trama. Finalmente le devuelve el niño a su padre. Severo acaba por pedirle a Irene que se quede en la casa cuidándole, y terminan enamorándose, casándose y ahora ya desarrollándose nuevas tramas. Ese era un poco el secreto que tenía Irene, pero no te preocupes porque siempre van sucediendo nuevos secretos. Es un personaje que entró para resolver un poco esta trama del niño desaparecido y ha terminado quedándose, pasando a formar parte de 'El secreto de Puente Viejo' como personaje fijo secundario.

Hay una gran parte de lo que hacemos que tiene que ver con lo que tú des en ese momento

¿Cómo es trabajar en una serie de televisión diaria que conlleva tanto trabajo? ¿Cómo llevas el ritmo de rodaje?

A ver, trabajar en una serie diaria no es lo mismo que trabajar en una serie semanal. Empezando porque se graba a un ritmo vertiginoso, nosotros hacemos una secuencia más o menos cada cuarenta y cinco minutos, y esto es un ritmo muy acelerado para todo el mundo, como para los directores, los guionistas y para nosotros. Que grabamos una burrada de secuencias a la semana. Es verdad que cuenta mucho el trabajo que tú traigas de casa pero hay una gran parte de lo que hacemos que tiene que ver con lo que tú des en ese momento, porque cuando vamos al pase de texto, hacemos dos lecturas y la mayoría de veces cada uno trae pequeñas propuestas que aportan riqueza a la escena.

Con lo cual cada uno trae sus modificaciones, y en ese momento tenemos que estar muy abiertos para coger las nuevas notas y luego tenemos apenas un ensayo, que es grabado ya, y unas dos tomas por secuencia. Así que requiere mucha habilidad para cambiar cosas o para improvisar en un momento dado. A veces es inútil hacer trabajo en casa. Entonces la parte buena es que es un entrenamiento brutal para estar súper despierto y para conseguir resolver sobre la marcha. No está tan cuidada como una serie semanal, pero por otro lado tiene esa cosa que engancha, que gusta y que es otro tipo de producto.

Chico García y Rebeca Sala en 'El secreto de Puente Viejo'

Chico García y Rebeca Sala en 'El secreto de Puente Viejo'

Y claro, como actriz también te curte muchísimo ¿no?

Exacto, lo que te da es mucho callo, porque una vez que has hecho esto a este ritmo, creo que hacer otra cosa donde para rodar otras secuencias tienes una hora y pico, se cuidan más, hacen muchas más tomas, muchos más planos, te da tiempo a repasar el texto con tus compañeros, es un ritmo más calmado y tú mismo puedes ir asumiendo las correcciones del director en los huecos que hay libres entre colocar un plano y otro, pero aquí no. Hay una iluminación bastante rápida, que es lo que les exigen, con lo cual no tienes tiempos entre una cosa y otra para asumir las cosas que te han dicho. Así que el entrenamiento es brutal, y para aprenderte textos ya ni te cuento. Yo cuando empecé tardaba muchísimo más tiempo, ahora le doy un par de lecturas, pienso un par de cosas y ya sé por donde van, y como ya conozco a mis compañeros ya sé más o menos por dónde van a tirar, te vas haciendo un poco. Pero los primeros meses son muy duros para todos, algunos enfermamos de un modo u otro hasta que cogemos el ritmo de rodaje, cada uno coge sus males, pero para todos los primeros meses son duritos.

Los primeros meses son muy duros para todos, algunos enfermamos de un modo u otro hasta que cogemos el ritmo de rodaje

¿Cómo te llegó la propuesta de participar en la serie? ¿Tuviste que pensártelo mucho o simplemente te lanzaste a por ello?

A mí me llegó una propuesta de casting, hice una prueba y a las cuatro semanas ya estaba dentro. No había nada que pensar. Para mí fue una súper oportunidad, que te digan que tienes trabajo fijo durante once meses. Ahora ya he renovado para la siguiente temporada. Y eso es un regalo para un actor, tener trabajo fijo, teniendo en cuenta que a veces hacemos proyectos que duran un mes, semanas, días, para trabajos esporádicos... Y tener la oportunidad de entrar en una serie diaria y además ya reconocida y con tantos años es un lujazo. Me llegaron a proponer otras cosas, de Netflix y eso, pero estoy muy contenta con mi personaje, me encanta en 'El secreto de Puente Viejo'. Podría estar en proyectos grandes pero mi personaje en 'El secreto de Puente Viejo' me encanta. Y además estaba en un punto muy bueno, porque en una serie diaria, un personaje de reparto pasa más desapercibido y un personaje protagonista te digo directamente que no tienes vida. Tienes el doble de secuencias que yo hago, con lo cual estamos hablando de no poder hacer otros trabajos, ni casi poder quedar con amigos y a veces los días que tienes libres uno te lo tiras entero en la cama y al otro estás estudiando lo de la semana, así que lo que yo tengo es ideal dentro de una serie diaria.

Rebeca Sala y Chico García en 'El secreto de Puente Viejo'

Rebeca Sala y Chico García en 'El secreto de Puente Viejo'

Respecto a tus compañeros, ¿qué te parece trabajar con ellos? ¿Habías colaborado antes con alguno de ellos? ¿Cómo es el ambiente de trabajo?

Pues había trabajado en teatro con Roberto Sáez hace muchísimos años. Y al resto no los conocía, pero es muy guay de repente probarte con otros compañeros y ver cómo cada uno hace su trabajo y qué cosas tiene. Por un lado aprendes mucho de currar con gente nueva, de hecho ha entrado un personaje nuevo a mi trama, Anacleto, y creo que ya ha empezado a salir. Yo llevo nueve meses trabajando con los mismo compañeros, y de repente que entre alguien nuevo da un aire fresco porque siempre tienes cosas nuevas que aprender de su forma de trabajar, de sus vicios y de sus virtudes, de cómo resuelve y de cómo se desenvuelve. Entonces es muy interesante trabajar con gente nueva. Sí que es verdad que yo suelo trabajar con las mismas personas, aunque muy de vez en cuando trabaje con otras de la serie, pero generalmente con el que hace de mi marido, con Severo Santacruz, con mi mejor amiga Adela en la serie y con Raúl Peña, que tiene muchas tablas y es súper guay verle currar y se aprende muchísimo de ellos.

Si vas con la mente limpia, fluye todo

¿Qué es para ti lo mejor y lo peor de un día de rodaje?

Lo mejor es que nunca sabes qué te va a pasar cuando llegas al rodaje y ves a tus compis de siempre, que eso también es guay y hay una parte de diversión y de amistad. Lo mejor son las anécdotas y las risas que hay entre las secuencias de 'El secreto de Puente Viejo'. Y para el drama que es la serie, nosotros entre secuencia y secuencia es un cachondeo continuo con el tema que salga. Y la peor te diría no haber descansado bien, porque como vayas con sueño... Y no tiene que ver con dormir más o menos, tiene que ver con que hayas podido descansar. Si vas con la mente limpia, fluye todo y es guay el curro. Pero como vayas sin haber podido descansar, el cerebro va lento y da igual que te lo hayas preparado súper bien, no consigues hacer la escena, ni pasártelo bien, ni aprovecharla. Yo llevo ya 400 secuencias y es una burrada, y claro hay algunas que salen mejor o peor. Pero como vayas despistadillo o la mente en otras cosas, es muy difícil tirar y todo el equipo depende de ti y hay que estar muy atento, muy vivo.

Todos sabemos que el lenguaje que se utiliza en la serie es algo complicado e incluso en 'Paquita Salas', Sandra Cervera ha bromeado sobre lo difícil que es decir una frase entera con ese tipo de castellano. ¿Tú has tenido algún momento así? ¿Alguna escena que te haya costado un poquito o que la hayas tenido que repetir muchas veces por esa razón?

A ver, todos tenemos escenas que tenemos que repetir varias veces, pero en mi caso no será tanto por el lenguaje, sino más bien por lo que te he comentado. A todos nos pasa, nos atrancamos con palabras y es una cosa habitual dentro de las secuencias. Hay actores que hemos hecho más teatro y somos menos de retomar, porque hay algo como de tirar para delante. Yo si no me acuerdo de una palabra, me invento otra dentro de la época. Para mí no ha sido difícil el lenguaje, porque he estudiado en la RESAD donde se estudia verso, que ya te introducen en ese lenguaje, hice teatro clásico, he hecho bastantes montajes con castellano antiguo, he estado dos veces en los cursos de selección de compañía Teatro Clásico.

Y justo antes de hacer la prueba, que yo creo que es una de las cosas que ayudó, yo estaba haciendo, y las sigo haciendo, dos obras de teatro que son también con lenguaje antiguo. Una de ellas es "Orlando", una adaptación de Virginia Woolf y mi personaje hace un recorrido a lo largo de cuatro siglos. Llevaba medio año sumergida en esta forma de hablar. En concreto, el mes anterior a hacer la prueba, había estado todos los santos días seis horas con esta obra. Y la otra que también hago dentro del Ministerio de Agricultura se llama "Encuentro en palacio", esta función también está ambientada a principios del siglo XX, 25 años antes de la serie que estoy haciendo, con lo cual yo he estado muy acostumbrada a hablar de usted, y es una cosa que a mí me sale fácil, porque ya iba entrenada.

Rebeca Sala es Irene Campuzano en 'El secreto de Puente Viejo'

Rebeca Sala es Irene Campuzano en 'El secreto de Puente Viejo'

En Italia hay una revista que viene con imanes de nuestras caras

Desde que interpretas a Irene, ¿has notado un poquito la acogida o la respuesta del público? Ya sea por la calle, por redes sociales, etc...

Sí, se nota muchísimo, es una serie que, o la gente no la ve porque no está a esa hora en su casa o la ve todos los días. Con lo cual la gente que te conoce, te conoce muchísimo. A mí me paran mucho por la calle, porque claro, te ven todos los días en su casa y se siente muy familiar. Entonces enseguida quieren preguntarte cosas de la trama, te felicitan por tu trabajo y es muy gratificante. Al menos a mi nivel. Si fuese más no sé como resultaría, pero en general la gente es muy simpática y les hace ilusión hablar conmigo. Todo el mundo dice que estamos más guapos en la realidad, que en la serie se nos ve más viejecitos. Pero la mayoría de la gente se interesa por la trama y yo les digo: "Si en el fondo no queréis que os lo cuente, queréis vivirlo y verlo sobre la marcha". En la calle se nota mucho, desde el primer día, y cada vez que pasan más meses, más gente te reconoce. Y en redes sociales también se nota, pero quizás menos porque creo que la gente que ve la serie no está tan metida en ellas. Y también mucha gente de Italia.

Justo te lo iba a comentar ahora, 'El Secreto de Puente Viejo' está siendo todo un éxito en Italia, ¿cómo estás viviendo la acogida de la serie en ese país?

Pues tengo seguidores en redes sociales y me escribe gente en italiano desde que yo empecé aquí en España, hay gente realmente muy fan que ya lo sigue desde allí desde hace mucho. En Italia lo ven el doble de espectadores que aquí en España, tienen incluso una revista específica llama "Il segreto", que cuesta bastante dinero y que la gente la compra muchísimo. Y que viene incluso con imanes de nuestras caras. De hecho han llevado a muchos de los actores de la serie a programas tipo 'El hormiguero' para preguntarles cosas de su vida, interactuar con el público, es una auténtica locura. Yo la verdad es que estoy encantada con esto, porque me encanta Italia y yo empecé a estudiar italiano hace cuatro años y empecé a hacerlo por gusto, y había gente que me decía "¿Para qué? Si eso no tiene salida, no sé qué" y ahora resulta que estoy contestando a entrevistas en italiano, practicando, y con muchas ganas de que me salga cualquier cosa allí gracias a 'El secreto' para poder hacerla porque me mola muchísimo.

He tenido que dejar otros proyectos que han salido sobre la marcha que eran difíciles de compaginar

Como me has comentado antes, el teatro es otra de tus grandes pasiones, ¿cómo consigues compaginarlo con una serie diaria como es 'El secreto de Puente Viejo'?

Pues no me ha quedado otra. No podía dejar estas dos obras en las que estoy, pero sí he tenido que dejar otros proyectos que han salido sobre la marcha que eran difícil de compaginar. Por suerte estas obras ya estaban ensayadas, y solo tengo que hacer las funciones y en una de ellas tengo cover, entonces ni tan mal. La gira de "Orlando" acababa de arrancar cuando me cogieron para 'El secreto'. Al principio no había muchas funciones pero conforme hemos ido representándola ha gustado muchísimo, y ahora por ejemplo tenemos noviembre entero y todos los fines de semana tengo funciones. Pero como no tengo un protagonista en 'El secreto de Puente Viejo', puedo hacerlo. Aunque tuviera protagonista, también podría hacerlo si fuese en Madrid, pero es una barbaridad. Hay gente que lo hace pero a costa de no dormir, no lo sé. En mi caso no me ha quedado otra, pero como ya estaban ensayadas y es lo que más te quita tiempo, ahora solo tengo que ir y hacerlas. Lo que pasa es que la gira de "Orlando" es por toda España y a veces hacemos viajes un poquito largos, y yo aprovecho para estudiar las secuencias.

Rebeca Sala interpreta a la periodista Irene en 'El secreto de Puente Viejo'

Rebeca Sala interpreta a la periodista Irene en 'El secreto de Puente Viejo'

A día de hoy, ¿tienes algún proyecto televisivo entre manos del que nos puedas contar alguna cosita?

Pues mira, con las dos obras de teatro y una serie diaria, la vida no te da para más. Hacerte la compra, ducharte y tomarte una cerveza con tus amigos como mucho. Me han propuesto un corto que es tan solo un fin de semana, y como los fines de semana los tengo libres en general, lo hemos acoplado porque me gusta mucho el personaje y el proyecto. Ya te tienes que poner un poco exquisito y mirar un poco por ti y tener tiempos libres, que no todo es currar y ganar dinero.

Y ya para terminar, te hemos podido ver también en series como 'Traición' y 'Apaches', ¿qué te han aportado como actriz estas dos ficciones televisivas?

Pues como actriz, visibilidad. Son series que se han visto mucho, porque aunque tuviera personajes más cortitos o menos relevantes, todo suma. Y en cada proyecto conoces a mucha gente, profesionales que ya te ubican. Además si tu trabajo gusta, ya te recomiendan. Compañeros que trabajan contigo, directores, realizadores, productores, la cadena, y todo va sumando. Lo que me ha gustado es que son personajes muy diferentes. En 'Traición' era una secretaria, elegante, mucho más moderna, mientras que en 'Apaches' era una chica de barrio, enfermera, dentro de los años 90 y sus amigos eran los típicos que se juntan en un banco de un parque por las tardes... Y claro son rollos diferentes que van sumando experiencias... Por ejemplo en 'Apaches' la mayoría de los rodajes fueron de noche y tienes que ingeniártelas para currar en ese tipo de condiciones.

Ver todos los comentarios (1)

Recomendamos

Síguenos

Famosos relacionados

Top Series