Notificaciones

ENTREVISTA FORMULATV.COM

Roberto Enríquez: "'Hispania' no deja de narrar el drama de cualquier guerra"

Antena 3 estrena esta noche 'Hispania, la leyenda', su apuesta más ambiciosa de la temporada. Es la historia de un grupo de hombres jóvenes valientes, decididos a darlo todo por su pueblo.

Redacción Lunes 25 Octubre 2010 08:40

El actor Roberto Enríquez interpreta a Viriato en la nueva serie que Antena 3 estrena este lunes a partir de las 22:15 horas. Los espectadores podrán ver esta misma semana, el miércoles, día 27, el segundo episodio. El personaje de Roberto es un humilde pastor hispano que disfruta de una vida tranquila y sencilla al lado de su hija Altea hasta que la llegada de las tropas romanas del pretor Galba cambia su destino. Su pueblo es atacado y lleno de odio, jura venganza: luchará contra los invasores hasta perecer. Luchará contra Roma.

'Hispania, la leyenda' es una serie de televisión que refleja el extraordinario viaje de un pastor que decide convertirse en guerrero para destruir a quienes arruinaron su vida. Es la historia de un grupo de hombres jóvenes valientes, decididos a darlo todo por su pueblo.

Viriato no estará solo en su lucha; Sandro, Darío, Paulo, Héctor... Juntos formarán un pequeño pero resistente grupo de rebeldes dispuestos a arriesgar su vida por cumplir su objetivo: liberar a Hispania del asedio romano. FórmulaTV.com ha entrevistado al actor Roberto Enríquez, protagonista principal de 'Hispania', aprovechando el estreno de la serie esta noche.

'Hispania' es una historia de lucha, venganza, aventuras y acción, pero también una historia de amor. Cuéntanos, ¿cuál es el argumento de esta gran producción?

El argumento está basado en un hecho histórico, concretamente en la matanza del pretor Galba en 'Hispania'. Había parte de la Hispania Ulterior y Citerior que estaba sin conquistar y Galba entra en esa zona con el fin de hacerse con todo el control. El pretor ofrece a los hispanos tierras a cambio de entregar sus armas y cuando lo hacen los romanos atacan sin piedad. Ese es el factor desencadenante de la serie, el motivo que va a poner a unos hombres en pie de guerra para tomarse venganza por esa matanza. 'Hispania' refleja la lucha de un pueblo para ser libre.

Interpretas a Viriato, un personaje que realmente existió en la historia. ¿Cómo está siendo el proceso de desarrollo del personaje?

A pesar de que la historia ocurre varios siglos a.C., lo cierto es que hay bastante más información sobre el tema, más incluso que sobre otras épocas posteriores. En aquel entonces los romanos viajaban con historiadores y escribanos que tomaban testimonio de todo lo que sucedía. Se sabe que Viriato mantuvo durante varios años en jaque al imperio romano, hay información de la matanza de Galba, de cómo traicionan a Viriato, de cómo trataba a sus hombres, de sus métodos a la hora de convencer a la gente... Hablan de él como estratega, como militar, de cómo se planteaba la guerra, de cómo estaba su ejército, de cómo trataba a sus hombres... Hay bastante información, pero obviamente no tanta como para hacer una serie. Esos puntos históricos se han respetado y luego lo que se han hecho los guionistas y Ramón Campos, el productor ejecutivo de la serie, ha sido rellenar todos esos huecos con una línea argumental estupenda.

¿Te gusta el resultado final Viriato?

Sí, porque la serie refleja a Viriato no como un héroe, aunque luego las circunstancias de la vida lo convierten en un líder. Viriato es un antihéroe que por culpa de la guerra se ve abocado a luchar. En principio, no es un tipo que de primeras piense en armar un ejército. Viriato es una persona que tiene dudas, que tiene miedos, que tiene contradicciones... está bastante humanizado y eso le va a dar una dimensión mucho más interesante que si se le hubiera tratado como un héroe más.

En este tipo de grandes producciones uno puede dejarse deslumbrar por muchos aspectos. Personalmente, ¿qué te llevó a tomar parte en la serie?

Todo (risas). La época en la que transcurre la historia es fascinante. Cuando hablé con Ramón Campos y me pasaron el desarrollo de los guiones quedé entusiasmado. 'Hispania' es como una serie de guerra, que ocurre a.C. y evidentemente eso cambia la estética y algunos valores, aunque en el fondo no deja de narrar el drama de cualquier guerra. Me atrajo mucho dar vida a Viriato, me parece un personaje increíble porque no era un líder de una tribu al uso. Los líderes de los bandidos de aquella época se movían con un fin lucrativo y Viriato no era así. Viriato era muy austero incluso en su forma de vestir. A la hora de recibir un botín lo repartía entre quienes pasaban más hambre y luego premiaba a los guerreros que más fieramente habían peleado. Prácticamente no se quedaba con nada, si acaso con alguna espada... El reparto por entonces estaba todavía sin cerrar...

Habéis tenido que recibir muchas clases para montar a caballo, manejar las armas... ¿Cómo ha sido ese proceso de aprendizaje? ¿Lo habéis llevado bien?

Sí, afortunadamente hemos tenido tiempo para prepararnos, aunque nunca es suficiente (risas). Hemos tenido una preparación bastante exhaustiva. Un mes antes de empezar con el rodaje estuvimos trabajando con Ignacio Carreño, que es nuestro maestro de lucha, y sus especialistas. En ese mes montamos un gran grupo trabajando las peleas, montando los caballos.. Yo tuve que pasar por hasta tres caballos hasta encontrar el mío (risas). Ha sido un proceso bonito pero a su vez muy duro. A medida que hemos ido rodando hemos ido también aprendiendo. Evidentemente ahora mi relación con mi caballo es mucho mejor...

¿Algún contratiempo?

¿De qué tipo? (risas) Han ocurrido muchos contratiempos, desde un caballo que pisa a una especialista a golpes en las manos. Todos tenemos magulladuras. A la hora de luchar lo hacemos con espadas de carbono que pesan menos, pero en este tipo de producciones siempre ocurren cosas, contracturas... Yo tuve una rotura en el cuádriceps. Constantemente surgen contratiempos. Cuando trabajas con animales y se montan peleas de acción es normal que ocurran cosas, pero es un riesgo que asumimos. Es un riesgo controlado.

¿Uno termina de hacerse a las vestimentas y a los ropajes de la época?

La grabación en verano ha sido realmente dura, con tanto calor... El túnico que llevo es de lana y aunque no es muy grueso lo he pasado verdaderamente mal. Ahora se avecina el invierno y tendremos frío (risas), aunque tenemos una capa vestimos unas falditas que nos llegan hasta las rodillas (risas). Es un vestuario complicado porque no es el nuestro. Como actor es muy especial... te pones la ropa e inmediatamente sientes que te hace una gran parte del trabajo. En peluquería y maquillaje me ponen extensiones porque en aquella época los hombres como las mujeres llevaban pelo largo. Todo el conjunto hace más fácil la transformación. Es jodido y fantástico como actor poder acceder a esa realidad.

¿Has tenido ocasión de ver algún capítulo totalmente editado y montado?

Totalmente montado no porque luego hay un montón de efectos en posproducción. Estas últimas semanas he estado con Ramón Campos que me ha ido enseñando algunas cosillas ya montadas y también con Carlos Sedes, el director de las primeras entregas. 'Hispania' tiene una pinta increíble, estoy orgulloso de lo que he visto. Estamos con un proyecto ambicioso y creo que el resultado final va a sorprender mucho.

'Gran reserva' lleva también el sello de Bambú Producciones, una productora con una manera muy particular de trabajar. En 'Hispania' también se está cuidando mucho la calidad y la fotografía...

Tenemos a Jacobo Martínez como director de fotografía, es fantástico el trabajo que está haciendo. Además, trabajamos con una cámara a lo sumo dos. La forma de trabajo se acerca bastante a la del cine, aunque evidentemente los tiempos son los que marca la televisión.

'Hispania' es una producción mayormente de exteriores. ¿Qué tal se lleva pasar más tiempo en contacto con la naturaleza que encerrado en un plató?

Eso es fantástico. Rodamos en diversos parajes de La Vera (Cáceres) y es increíble. El 60-70% de la serie se desarrolla en exteriores. Las imágenes que se han grabado son espectaculares, aunque el trabajo del director artístico (Carlos de Dorremochea) también es magnífico. Tenemos una cueva en plató copiada de una cueva natural y el resultado no podía ser mejor... las construcciones también son increíbles.

¿Cómo ha sido el salto de 'La Señora' a 'Hispania'? ¿Tienen algo en común?

Ha sido difícil... Pocas veces he hecho un trabajo del que me he sentido tan orgulloso como el de 'La Señora'. El clima, la libertad creativa que había... teníamos hambre de hacer las cosas cada vez mejor, además los guiones eran increíbles. Fui difícil dejar la serie después de tres temporadas, pero 'Hispania' y Viriato me han permitido dar un golpe de timón que me atraía muchísimo. La verdad es que ambas producciones no tienen absolutamente nada que ver.

Habéis rodado ya dos grandes batallas...

Sí, hemos rodado dos macro-batallas (risas). Todos los comienzos de una ficción suelen resultar duros de por sí, pero el de 'Hispania' lo fue todavía más. Nos trasladamos a un descampado de Madrid para rodar esas secuencias. Fue un rodaje impresionante. Son imágenes que el espectador podrá ver en el primero y en el último de los episodios... más no puedo contaros. Yo he visto la batalla montada y el resultado es brutal. No fue nada fácil de hacer porque estuvimos varios días tragando polvo... pero ves luego las imágenes y compensa todo el esfuerzo.

La música de Federico Jusid es perfecta...

Así es, Federico compuso también la música de 'La Señora'. Lo cierto es que todo el equipo artístico es excepcional. La factura de la serie viene marcada también por la calidad de sus directores (Carlos Sedes, Alberto Rodríguez, Santi Amodeo y Jorge Sánchez-Cabezudo). El cine no atraviesa por un buen momento, pero esa situación ha permitido un desembarco a la televisión de equipos técnicos maravillosos. 'Hispania' cuenta con un gran dream team.

'Hispania' no va a tener un arranque sencillo. Competís contra la TV movie 'Felipe y Letizia'...

A mí este tipo de cosas se me escapan, yo soy un simple actor. No sé qué puede funcionar mejor. Sé que nuestra historia tiene una solidez que no tiene 'Felipe y Letizia'... 'La princesa de Éboli', por ejemplo, me parece maravillosa porque ninguno de sus protagonistas está vivo y, por lo tanto, no puede molestar. Resulta más interesante porque puedes contar las luces y las sombras de los personajes. Dudo mucho que 'Felipe y Letizia' cuente muchas sombras. Será una historia de príncipes maravillosa, para mayor gloria de Felipe y Letizia. 'Hispania' es otra cosa; es una serie con una entidad, estéticamente y éticamente. La historia es contundente, con un reparto brutal, y sólo espero que los espectadores sepan elegir bien. Nunca se sabe lo que puede ocurrir... Muchas veces series que he pensado que eran una basura han triunfado y otras que son una maravilla han sido retiradas de parrilla por falta de audiencia.

Recomendamos

Comentarios y social

avatar
Regístrate en FormulaTV y participa
Crea tu cuenta en FormulaTV en unos segundos. Es gratis y podrás comentar noticias, participar en los foros, puntuar series o hacer amigos con tus mismos gustos. Si ya estás registrado, conéctate.
 
El 'Telediario 2', el segundo mejor informativo del mundoEl 'Telediario 2', el segundo mejor informativo del mundo